3/11/17

ENTREVISTA: Alexis Neira, abogado y escritor

Comenzó a escribir, como él mismo nos confiesa, “por timidez”, siendo un adolescente. Las redes sociales le valieron, posteriormente, para dar a conocer algunas de sus obras bajo seudónimo, el de “Cuélebre mineru”.
Hace tan solo unas semanas publicaba Cuando los soles tiritan (Editorial Círculo Rojo), su primer libro, en el que aúna poesía y relato corto, con temas que van desde la minería a las relaciones sociales, pasando por amores, desamores o naturaleza.
Hablamos de su primera obra, de poesía y de literatura con Alexis Neira Navarro, abogado y escritor.

“La poesía te da libertad, para poder expresar todo lo que una persona tiene dentro, basta con la persona, un bolígrafo y lo que siente en lo más profundo de ella, para dar rienda suelta a las palabras”

-¿Cómo presentaría, en pocas palabras, Cuando los soles tiritan?
Como una descripción de la vida y sentimientos del autor, donde se da ese enfoque poético a la realidad y a lo que nos rodea.

*Alexis, en su despacho junto a su libro.
-En el prólogo alude a la noche como el momento del día en el que el poeta recibe la visita de la inspiración. ¿Cuántas noches, lápiz en mano, hay tras Cuando los soles tiritan?
En número sería incapaz de contestarte, teniendo en cuenta que son noches desde hace muchos años ya y algunas poco productivas, que lo escrito acababa roto y en la basura. Pero que son unas cuantas noches de acostarse tarde sin duda, siempre fui una persona de hábitos nocturnos, también durante la carrera era cuando estudiaba, porque estaba todo más en paz, sin ruidos en la calle ni en ningún lado, lo que me permitía concentrarme más en lo que hacía y reflexionar con lo que había sido el día.

-En ‘Libertad poética’ defiende la poesía libre de formalismos, de ataduras, capaz de liberar todo tipo de sentimientos y sensaciones. ¿Qué siente el poeta cuando da rienda suelta a todos esos sentimientos y sensaciones?
Se siente precisamente eso, libertad, para poder expresar todo lo que una persona tiene dentro, sin tener que estar pendiente de otro tipo de variables; tan solo la persona, un bolígrafo y lo que siente en lo más profundo de ella, dando rienda suelta a las palabras.

-El libro recoge poemas en los que deja entrever recuerdos de su infancia, paisajes con los que ha disfrutado y experiencias personales. ¿Es lo autobiográfico una buena fuente de inspiración para el poeta?
Por supuesto, partiendo de la idea además de que muchas situaciones y vivencias individuales, en realidad, se tornan “universales”, son sentimientos que seguramente a lo largo de la vida todas o casi todas las personas sienten en algún momento o se ven envueltas en ese tipo de situaciones. Se trata, por tanto, de partir de lo particular para llegar a lo general del ser humano.
Teniendo en cuenta, además, que muchas de esas vivencias personales eran en realidad colectivas, vivencias que se tenían dentro de un colectivo, como podía ser, por ejemplo, el de pertenecer a la gran familia minera.

-No renuncia tampoco a abordar cuestiones de tipo social, como el futuro de las Cuencas, la emigración de los jóvenes o los abusos por parte de quienes gobiernan. Si los poemas de la pregunta anterior surgen a partir del recuerdo o de la nostalgia, ¿qué sensaciones hacen surgir estos poemas? ¿Cómo se siente uno al escribirlos?
*Uno de los poemas de este libro.
Principalmente yo diría que surgen de la rabia, de ver lo que pasa a nuestro alrededor, de ver a los trabajadores luchando simplemente porque quieren trabajar y que se les trata a porrazos; de ver que vienen desde fuera a decirnos que ya no podemos vivir de lo que fue sustento durante tantos años de estas tierras, de ver como muchos amigos/as y conocidos/as tienen que coger un ALSA o un avión para irse lejos porque aquí no queda nada donde poder trabajar. Todo eso lleva a querer esbozar en el papel aquello para que tampoco se olvide, para que quienes vengan detrás también sepan lo que éramos, para que se conozca la historia.
¿Y qué se siente? Como te decía sobre todo rabia, pero muchas veces también según se va escribiendo orgullo y satisfacción, orgullo de haberme criando en ese pueblo en esa zona y en ese tiempo, orgullo de familia trabajadora, de familia minera, que se ganan la vida honradamente, orgullo de los valores que mis padres me transmiten, esa humildad, esa solidaridad que se vivía cada vez que había una huelga, un encierro, una tragedia; orgullo de ver cómo peleaban por sus derechos sin miedo. Todo eso se rememoraba según se iba escribiendo.

-Cuando los soles tiritan recoge poemas tanto en castellano como en asturiano. Hay quienes defienden la mayor musicalidad del verso en asturiano, ¿comparte esa idea? ¿Existen otras diferencias a la hora de componer en castellano o en asturiano?
Por supuesto que comparto esa idea y eso que yo, por la situación propia de la llingua n´Asturies, que posibilita que en muchos sitios no se pueda siquiera estudiar, como decía, yo no tuve posibilidad ni en el colegio ni instituto de estudiar llingua.
Pero al sentirla desde pequeño, al leer, al escuchar música…y finalmente al escribir, te das cuenta de la potencialidad que tiene; además yo siempre lo dije, tenemos una llingua a la altura del país, una llingua que refleja bien el sentimiento asturiano, eso que la gente de fuera no entiende; el que nos podamos emocionar al ver un día de orbayu con la borrina entre los bosques, que nos emocionemos al volver de fuera y entrar por el Negrón o por Payares, al escuchar una gaita… Todo eso envuelto en nuestra llingua creo que es poesía pura, poesía del pueblo asturiano.

-En ‘Cantu a la miollingua’ desea que algún día el asturiano pueda ser lengua oficial, aunque lo ve “lloñe” (lejano). ¿Sería ello un buen impulso a la literatura en asturiano?
Claro que lo sería. La situación actual crea muchos problemas para cualquier asunto relacionado con el asturianu. Presentan dificultades para poder presentar escritos en muchos sitios, los rechazan, obligan a traducirlos, no se da difusión… y aun así existe una gran cantidad de literatura y cada día más, así que imagínate si se reconociera su oficialidad, si no se pusiera absolutamente ningún problema sino que incluso se potenciara, considero que sí que sería un gran impulso para la literatura en asturianu.
Incluso en mi caso, que publico con una editorial de fuera, en el trato con la editora y demás trabajadores, ves como se preocupan por el uso del asturiano, como lo ven positivo, algo a defender y potenciar, mostrando aprecio por nuestro lenguaje, algo de lo que deberían de aprender los nuestros gobernantes, que nunca se preocuparon e incluso parece que les avergüenza el asturianu.

*Cartel promocional del libro.
-El libro concluye con dos relatos, ‘Soledad’ y ‘Lleendes’. Hemos hablado de la poesía, pero, ¿qué le ofrece la prosa que no tenga el verso? ¿Se siente igual de cómodo en prosa que en verso?
Formalmente, la prosa ofrece quizá más esa libertad de la que hablábamos antes a razón del poema “libertad poética”; en la prosa no es necesario buscar una rima, una musicalidad; sino simplemente escribir, dejar que el bolígrafo se deslice por el papel. También, como te pudiste fijar en el libro, los relatos en prosa son más largos, más densos, porque lo que pretendo con la poesía es llegar de manera más inmediata al lector o lectora, que el tema que se trate pase rápido, como un rayo de luz antes sus ojos, para captar su atención, condensándolo, recurriendo a los recursos que permite la poesía y la prosa no.
Resumiendo y contestando a lo que me preguntabas, la prosa en la obra se utiliza para tratar temas más densos y en los que se profundiza un poco más y con la poesía buscar, a través de esa musicalidad, la inmediatez y la atención de los posibles lectores. ¿En qué me siento más cómodo? Sinceramente, no sabría contestarte, depende como te comento de lo que esté buscando en ese momento.

-Tras hablar de su libro, toca ahora conocer un poco más al escritor. Sabemos que comenzó a escribir muy joven, siendo un adolescente. ¿Qué le llevó a ello? ¿Cómo ha sido el camino desde aquellos primeros escritos hasta la publicación de Cuando los soles tiritan?
Pues aunque pueda sorprender, en el principio, lo que me lleva a escribir fue la timidez… sí, tal como suena. Siempre, (sobre todo más antes que ahora) me costaba expresar con palabras públicamente lo que sentía, entonces empecé a ponerlo por escrito, para de alguna manera que saliera de mí.
Por tanto, el camino ha sido, en principio desde la clandestinidad literaria total, podríamos decir jeje, de escribir pero sin que absolutamente nadie supiera de ello, siendo lo primero sobre todo textos de los primeros amores (eran los tiempos de la adolescencia, así que ya supongo que podrás imaginar); después llegamos a la etapa que llamaríamos del “anonimato”, en la que empiezo a utilizar las redes sociales para ir publicando alguno de los textos, pero bajo un seudónimo, al que llamaba “Cuélebre mineru”; y ya, finalmente, hasta el día de hoy, donde se hace la luz y corremos ese velo de misterio dando salida de verdad a la obra, haciéndola llegar a las editoriales hasta que una decide apostar por ella.
A modo de resumen, ese fue a grandes rasgos el viaje.

*Neira en un momento de la entrevista.
-Este es su primer libro, ¿qué sigue tras él? ¿Tiene en mente algún nuevo proyecto literario?
Te mentiría si dijera que hay algo concreto, lo que hay son varias ideas, algunas ya esbozadas en borradores, pero que de  momento son solo eso, el tiempo dirá en que quedan y que camino toman.

-Es una pregunta que no puede faltar en esta entrevista. ¿Qué autor o autores no pueden faltar en la biblioteca de Alexis Neira?
Uf, habría más de uno. Por supuesto, con los que llegué a la poesía, que fueron Neruda, Lorca y Bécquer, para más tarde seguir con Miguel Hernández, Xuan Bello o Maiakovski, por citar algunos.
En otro tipo de géneros, por supuesto Cortázar sería imprescindible, no solo por sus obras, sino también por sus lecciones de literatura recogidas en un libro, que considero imprescindibles para comprender el universo literario.
Lo que siempre también me ha llamado la atención, además porque creo que por su “saudade” tienen características similares a la literatura asturiana, es la literatura portuguesa.
Y alguno que se me quedará en el tintero, pero que tampoco vamos a ponernos a mencionar a todos.

-Imaginamos que como escritor puede serle un poco indiferente, pero como lector, ¿libro en papel o en formato digital?
Papel, reconociendo que el formato digital puede resultar más cómodo y te permite llevar más obras sin peso y ocupar espacio, para mí un libro tiene que ser en papel, el cogerlo, el olor de la  hoja, tenerlo encima, ir abriéndolo, pasando las páginas… Quizá sea por romanticismo, pero no creo que el digital sustituya nunca al papel por eso mismo; porque no solo se lee el libro sino que se siente.

*El libro desde uno de los paisajes que en él aparecen.
-Terminamos hilando, en cierta forma, con el principio. En una época en la que la poesía, como género, cuenta con prestigio, pero no con tanta circulación social como otros géneros, ¿qué diría a nuestros lectores para animarlos a leer poesía y, particularmente, Cuando los soles tiritan?
Pues que es un tipo de lectura muy agradecida, porque se pueden leer pequeños textos en poco tiempo, sobre todo en los días que corren, que la gente anda estresada y no suele tener mucho tiempo para otras actividades, un libro de poesía se puede ir leyendo poco a poco; además que esa lectura corta permite que se concentren emociones y vivencias que pueden ser rememoradas; que al principio quizá puede ser difícil de captar todo lo que los autores quieren expresar con los escritos, pero que, como digo, también las vivencias personales cuentan y podemos sentirnos reflejados en esas poesías.  
Y que van a descubrir otra manera de expresar el mundo en que vivimos que seguro les engancha.

3 comentarios:

Diego dijo...

Interesante entrevista. Habrá que apuntarselo para echarle un vistazo.

PUXA ASTURIES dijo...

Escribisti un llibru n´asturianu, cuidau que pa los peperos ya yes un peligrosu independentista.

Alexis Neira Navarro dijo...

Bueno, nun creas que y doy muncha importancia a lo que dicen los peperos ;)